martes, 20 de marzo de 2007

Llega a las costas de Tenerife el cadáver de una ballena

Un rorcual norteño de algo más de catorce metros de largo apareció muerto este martes cerca del espigón del muelle de Taliarte, en el municipio de Telde (Gran Canaria).

La ballena, que quedó atrapada en los bajos de la costa teldense, fue avistada sobre las 12.30 horas. El fuerte oleaje la devovió al mar, por lo que hubo que utilizar una lancha para arrastrarla a la orilla.

Los veterinarios realizarán mañana una necropsia al animal para determinar la causas de su muerte.