jueves, 8 de marzo de 2007

El Capitán América muere asesinado a los 66 años por oponerse a la ley antiterrorista

El Capitán América, el enmascarado superhéroe de la editorial de cómics Marvel que luchó contra los nazis, el crimen y la corrupción, ha muerto en Nueva York a los 66 años, asesinado por oponerse a una ley antiterrorista del Gobierno.

Su muerte se conoció ayer, cuando se puso a la venta el último ejemplar del cómic. La noticia ha causado conmoción entre los miles de seguidores de este soldado nacido en 1941 y que combatió la corrupción política en la época del escándalo Watergate.

Los superhéroes, divididos

El personaje, conocido como un centinela de la lucha por la libertad y los derechos, fue asesinado por negarse a aceptar una ley antiterrorista promulgada por el Gobierno que ordena que los superhéroes se entrenen de manera similar a los militares y policías. El Capitán América, cuya verdadera identidad era Steve Rogers, cayó acribillado por un francotirador frente a un tribunal en Nueva York.

La norma suscitó crispación política entre los superhéroes, que derivó en la formación de dos facciones: una de oposición, liderada por el Capitán América, y otra pro gubernamental, conducida por el Hombre de Hierro. El Capitán América, que consideraba la legislación una erosión de las libertades civiles, decide emprender una lucha judicial contra ella, pero finalmente fallece, presuntamente a manos de una agente de inteligencia enamorada de él.

Posible resurrección

Pero como sucedió con Superman en 1993, es muy probable que el Capitán --que ya sobrevivió congelado desde la época de la segunda guerra mundial hasta los años 60-- resucite y regrese, ya que el cómic seguirá publicándose con historias relacionadas con la reacción de otros personajes tras su muerte. Según los ejecutivos de Marvel, "el Capitán América es un disfraz, y hay otros que podrían vestirlo".

Por lo pronto, lo que es cierto es que su trágica pérdida ha hecho que reviva el interés por el personaje, que venía perdiendo popularidad frente a colegas justicieros como Superman, Spiderman, Batman y Los Cuatro Fantásticos.

El Capitán América, creado por Joe Simon y Jack Kirby como instrumento de propaganda política en plena contienda mundial, ha aparecido en unos 210 millones de revistas en 75 países, pero las ventas en EEUU han caído de 150.000 ejemplares en su época de apogeo a 80.000 en la actualidad.