domingo, 4 de marzo de 2007

Emerson, con miedo escénico

No quiere jugar en el Bernabéu y ayer se 'borró' de la lista pra el Getafe, a pesar de que podría jugar infiltrado

Definitivamente, el Bernabéu no volverá a ver jugar a Emerson con la camiseta blanca. El miedo escénico que siente el centrocampista brasileño que ni tan siquiera quiere correr el riesgo de sentarse en el banquillo, no vaya a ser que le toque jugar. Buena prueba de ello es que ayer se 'borró' de la convocatoria por una periostitis (dolor en la los músculos de la tibia). Hasta ahí, todo más o menos normal. No lo es tanto en el momento en el que el jugador brasileño no quiere ser infiltrado, a pesar de las bajas de Guti y Diarra, lo que dejan a la medular blanca en cuadro.


Fue el propio Fabio Capello el que explicó y justificó ayer ante la prensa la ausencia de Emerson. “No está en la convocatoria porque hablé con él después del entrenamiento, le molesta la periostitis que tiene y sigue haciéndose las curas más fisioterapia. Me ha dicho que no quiere jugar infiltrado porque después tenemos dos partidos importantes en los que necesitamos de todos”, dijo el técnico italiano que siguió explicando que “esta semana ha tenido problemas, me dice que le duele. Podía jugar infiltrado, pero le dolería toda la semana y para partidos importantes hay que poner en el campo a un jugador al máximo de su condición física”. Eso sí, Capello no quiso saber nada de un posible miedo escénico de su jugador sentenciando que “ no le veo con miedo de jugar en el Bernabéu”. Miedo o no, lo cierto es que Emerson no juega en el Santiago Bernabéu desde el pasado 17 de febrero y que se negó a jugar contra el Bayern.


Partidos decisivos


Donde sí estará Emerson será el próximo miércoles ante el conjunto bávaro y el sábado en el Camp Nou ante el Barça. Dos partidos decisivos para el futuro del Madrid y en los que Capello contará con él, uno de sus buques insignia. El técnico italiano es consciente de eso, aunque ayer avisó de que el encuentro de hoy es tan o más importante que el de Champions y el clásico. “El Getafe tiene un buen equipo, con jugadores con experiencia y además es el menos goleado de la Liga. No es un partido fácil”, aseguró Capello que 'pasa' de las críticas y que dejó claro que no necesita ni a Emerson ni a Cannavaro en el campo para que el equipo juegue como él quiere. “Soy Capello del Real Madrid, no de dos jugadores”, sentenció